flakes production lineNuestras líneas de extrusión de doble tornillo producen copos de cereal, tanto simples como recubiertos. La tecnología de extrusión de doble tornillo es el eje principal de este proceso realmente flexible y adaptable. Esta tecnología es ideal para poder satisfacer las demandas del mercado y para fabricar nuevos productos: es así que se pueden utilizar diversas materias primas para elaborar recetas de productos recubiertos, tales como: jarabes dulces, miel, chocolate y otros componentes.

Compartimos nuestro conocimiento en lo relacionado con el procesamiento de productos, a fin de que se puedan procesar productos saludables y balanceados, elaborados con cereales de grano entero o que incluyan una mezcla de multigranos como: maíz, trigo, avena, arroz, cebada, centeno, trigo sarraceno o alforfón, … Nuestras líneas de producción automatizadas se usan para producir productos de calidad consistentemente alta, manteniendo las mismas características organolépticas que los copos tradicionales.

 ¿Cómo funciona una línea de producción de copos de cereal?

Los ingredientes secos (granos premezclados, minerales y vitaminas, sal, leche en polvo, emulsionantes, …) son mezclados y transportados a un preacondicionador, el cual se encarga de hidratar y calentar la mezcla para que comience la gelatinización. Luego, el producto parcialmente cocido es introducido en una extrusora de doble tornillo: los tornillos corrotatorios mezclan los polvos prehumedecidos con jarabe de malta, el cual es inyectado directamente en la extrusora; el calor generado por la disipación viscosa y el cizallamiento controlado generado por la geometría de los tornillos, proporcionan el tratamiento termomecánico requerido para la preparación. Un sistema avanzado de refrigeración ajusta con precisión la temperatura en cada módulo del barril. El producto homogéneo, pastoso y cocido es empujado a través de la matriz, formando filamentos o hebras continuos y sin expandir.

Después de un corto período de enfriamiento, los productos son templados, cortados y desmenuzados, utilizando un dispositivo de formación de copos compuesto por dos cilindros termorregulados que giran en sentido contrarrotativo. Luego de ello, los mismos son transferidos  a una secadora/ tostadora y enfriados antes de que sean almacenados y embalados. Asimismo, se puede aplicar una operación de cobertura adicional para poder añadir – por ejemplo – jarabe dulce antes de proceder a la fase de secado y enfriamiento.

Líneas flexibles que fomentan la innovación de productos y la productividad

El valor agregado de sus líneas de extrusión para copos de cereal:

  • Procesamiento más rápido: de 15 a 20 minutos, comparado con las 8 a 10 horas que tarda un proceso de producción por lotes traditional
  • Flexibilidad que fomenta la innovación de productos:
    • Variedad de recetas: diversidad de materias primas (cereales, tubérculos, diferentes ingredientes …) y de partículas usadas (desde harina hasta sémola), y una amplia gama de recubrimientos.
    • Posibilidad de agregar ingredientes funcionales y sabrosos: color natural, sal, fibras, vitaminas, minerales, emulsionantes.
    • Posibilidad de agregar partículas de granos o semillas que podrán verse en el producto final.
    • Posibilidad de procesar copos multigrano, como por ejemplo al introducir directamente otros granos durante el proceso de extrusión.
    • Posibilidad de mejorar las líneas de producción a fin de procesar cereales para el desayuno expandidos o coextrudidos.
  • Productividad: proceso continuo y automatizado, arranque y detención rápidos, conversiones rápidas y fáciles de llevar a cabo, y de fácil limpieza y mantenimiento.
  • Rentabilidad: proceso de transformación intensificado, el cual genera ahorros de materias primas, así como también de energía y agua, fácil mantenimiento, diseño higiénico, compacto, y uso de espacio reducido.

Capacidad de producción de productos finales recubiertos: desde 200kg/h hasta 1.000 kg/h