ligne Farines précuiteLas harinas precocidas instantáneas son usadas en todo el mundo para alimentar a los niños pequeños y también se consumen en muchos países como un ingrediente básico de los platos regionales, tales como papillas y sopas. Las líneas de extrusión y cocción de doble tornillo de Clextral se adaptan particularmente bien a este tipo de harinas. Las mismas permiten la cocción precisa de las materias primas, y además les permiten a los fabricantes procesar una amplia gama de recetas, asegurando calidad constante y seguridad alimentaria óptima.

¿Cómo se producen las harinas precocidas?

Los cereales o mezclas de cereales son introducidos en la extrusora de doble tornillo, usando un alimentador volumétrico o gravimétrico. El agua, la cual es inyectada directamente en la extrusora de doble tornillo, se mezcla con el polvo, formando así una “pasta”. Dentro de la extrusora de doble tornillo, la pasta de harina es sometida a un tratamiento termomecánico, a una velocidad controlada y de acuerdo con parámetros controlados térmicamente. La composición y la velocidad del dispositivo roscado o tornillo son factores importantes en el proceso termomecánico. El control preciso de la temperatura se logra a través de un sistema de enfriamiento interno situado en cada módulo de barril, teniendo en cuenta el perfil de temperatura seleccionado por el operador.

El tiempo de residencia también es controlado en la configuración de la máquina a través de la cantidad de módulos de barril, de la calibración de la matriz y del flujo de producto. Esto implica la producción y la transformación ideal de una base de almidón, dando como resultado un producto fácilmente rehidratado y con la viscosidad adecuada.

farineLa pasta caliente (> 100 °C) pasa a presión a través de la matriz de extrusión: la diferencia de presión entre la entrada y la salida determina las características del producto expandido. La configuración de los parámetros de extrusión implican que las características de cocción y la textura del producto son controlados de manera precisa. El producto es cortado cuando sale del molde o matriz, y es sometido a secado adicional antes de proceder a su molienda, lo que da como resultado elementos optimizados que facilitan la rehidratación futura para hacer que el mismo pueda ser consumible.

Una tecnología perfectamente controlada

Los sistemas de Clextral ofrecen numerosas ventajas:

  • Control preciso de todos los parámetros a fin de producir productos de alta calidad
  • Costos de producción reducidos si se los compara con las tecnologías tradicionales (secado por tambor), posibilitando el ahorro de energía y agua
  • Diseño compacto, el cual reduce el impacto ambiental
  • Seguridad alimentaria y trazabilidad

Visite nuestras páginas dedicadas a harinas precocidas y comida para bebé

Noticias